CiudadDeportesFútbol colombianoFútbol internacional

Hinchas del Junior y del Paranaense, demuestran que el fútbol se puede vivir en paz

Abrazos e intercambio de camisetas entre aficionados de ambos equipos, fueron de las curiosidades que dejó el partido en el ‘Metro’.

Cerca de 40 mil espectadores colmaron las graderías del Estadio Metropolitano, para presenciar el primer partido de la final de la Copa Sudamericana de Fútbol, entre el Atlético Junior y el Paranaense de Brasil.

Pero algo más de 300 personas, entre hombres y mujeres, que estaban en la tribuna noroccidental alta del coloso de La Ciudadela, se hicieron notar no solamente porque tenían puesta la camiseta del equipo visitiante y lo animaban en todo momento. Llamaron la atención por los mensajes de paz que consignaron en improvisadas carteleras que llevaron al estadio.

Foto: Juan Pablo Mercado.

En una cartelera con los colores de la bandera colombiana que un brasilero mostraba con orgullo, tenia plasmada esta frase: “hermanos para siempre, gracias por la Chape”.

Seguramente hacían referencia a las grandes expresiones de solidaridad que nuestro país demostró con la tragedia de Chapecoense.

Tanto en el intermedio como a final del partido, gritaban: Junior, junior, junior, como cualquier hincha rojiblanco apasionado por su equipo del alma.

Foto: Juan Pablo Mercado.

Pero las curiosidades protagonizadas por los hinchas del Paranaense no quedaron ahí.

Buscaban a los aficionados del equipo tiburón para tomarse fotografías, para registrar en sus cuentas de redes sociales lo bien que la estaban pasando en el “metro” y hasta intercambiaron con los aficionados costeños las camisetas de los equipos.

Foto: Juan Pablo Mercado

Sin duda tanto colombianos como brasileros, demostraron la noche de este miércoles, en el primer partido de la final de la Copa Sudamericana, que esto del fútbol, es sólo un juego que se puede vivir y ver en paz y puede ayudar a tender  lazos de hermandad y no de guerra.

Etiquetas